Categorías

INTENDENTE DE LOS EDIFICIOS

Este grado corresponde al Grado VIII del R:.E:.E:.A:. que es conferido por comunicación al igual que los grados quinto, sexto y séptimo en la ceremonia de promoción al grado noveno, como es de conocimiento de todos ustedes QQ:.HH:.  Resulta para mi persona, un tema de bastante investigación al no tener mucho conocimiento sobre este grado en particular y considerando que la información de este, es bastante escasa, es probable que, en el afán de leer, investigar, dudar y tratar de interpretar la importancia de este, pueda tener algunos tropiezos que espero sean de su comprensión y tolerancia.

Revisando la bibliografía de Aldo Lavagnini, específicamente “El Manual del Maestro Secreto”, podemos encontrar alguna información acerca de los orígenes de este grado, según esta fuente, el mismo podría haber aparecido por primera vez en 1758, por el consejo de emperadores de oriente y occidente en París, mismo que se formó sobre las cenizas del capítulo de Clermont, estos se propusieron reunir en un conjunto todos los grados que se practicaban en ese tiempo, sobre la base del sistema templario, como resultado se obtuvo un Rito de 25 grados que según la fuente mencionada, fue la base para el Rito Escoces de 33 grados que hoy practicamos.

En esta primera etapa se tenían los grados divididos en siete clases, la primera clase, estaba constituida por los tres grados simbólicos que ya son conocidos por nosotros, el grado de Intendente de Edificios aparece dentro los de segunda clase, junto con los grados de Maestro Secreto, Maestro Perfecto, Secretario íntimo, Preboste y juez.  

Este grado, motivo del presente trabajo, también está presente en el R:.E:.A:.A:. de 33 grados aprobado en el concilio de Charleston en 1801, es decir que tiene una data bastante antigua y a la vez fue ratificada por así decirlo en el mencionado concilio.

Si analizamos el nombre del grado, podemos pensar intuitivamente que existe una relación con la masonería operativa, por lo que en una primera línea de inve stigación se buscará mostrar la relación de esta con el simbolismo esotérico que hoy practicamos.

Revisando alguna información disponible en la internet, podemos encontrar fragmentos del ritual de grado VIII, que podría establecer una vinculación entre estas, a continuación, cito algunas:

“Tomemos mutuo consejo, así como nuestros primitivos hermanos lo tomaban acerca de las obras del templo y para que ni nuestros trabajos ni los de la humanidad experimenten retraso por falta de planos y trazados por seguir

“ P:. ¿Puesto que ya no necesitamos construir ni templos ni palacios, en que deben ocuparse los intendentes de edificios??  R:. En impulsar las obras del edificio ético, intelectual y esotérico que nos esta encomendado, elevando sobre sólidos cimientos de las columnas del trabajo y de la prosperidad

En nuestro ritual del grado octavo, hablamos de capital y trabajo las dos columnas Jakim y Boaz que sostienen la construcción entera de la sociedad humana, pues la prosperidad mencionada en el fragmento anterior no puede lograrse sin que exista un equilibrio entre estas dos. El progreso de las naciones depende de ello.

De acuerdo a nuestro ritual del grado, la edad del Intendente de los edificios es de 5+3, la edad del compañero más la del aprendiz que nos da resultado el número 8, este se relaciona con el mismo número de herramientas indispensables para la masonería operativa y su significado para nosotros en la especulativa.

1. La regla: cuya rectitud demuestra el grado en que uno se identifica con su propio sentido moral, podríamos entender que hablamos de una profunda introspección y correcto comportamiento con nosotros mismos. Ser coherentes.

 2. El mazo: que simboliza nuestra determinación de dominio sobre nuestros instintos, es decir que hablamos de controlar nuestras pasiones.

3. La Palanca: por cuyo medio podemos llevar las cargas más pesadas de nuestra existencia.

4. La escuadra: nos sirve de norma en los juicios.

5. El compás: con el cual relacionamos todo efecto con su centro causativo

6. Paleta: que nos permitirá distribuir el cemento de la comprensión y de la ayuda  fraternal.

7. El nivel: Con ayuda de este nos establecemos en una actitud correcta y adecuada  con nuestros semejantes, algo que en el simbolismo veíamos como la igualdad que profesamos entre todos nosotros.

8. La plomada: que constantemente nos indica la dirección natural de todo progreso y como estar en armonía con los ideales que nos hemos propuesto, principio de rectitud.

Una vez más tenemos simbolismos basados en herramientas de una masonería operativa, aplicando o preparándonos para controle y ejecutar un tipo de trabajo en nuestro interior.

Por otro lado, vamos a analizar algunos números y simbología presente en nuestros rituales, para poder entender un poco más el objeto de este grado. El primer número a analizar es el Número 8, en la Kabala corresponde al sephirot HOD Gloria o esplendor, simboliza la ley de la justicia que gobierna todas las cosas y relaciona todo efecto con una causa y toda causa con un efecto.

Del mismo modo en este grado tenemos una relación con el número cinco, de acuerdo a nuestro ritual, cinco pasos iguales son los que tenemos en la marcha, se habla de que cinco fueron las ordenes de arquitectura que se usaron en la construcción del templo, cinco son los puntos de felicidad, cinco los sentidos sin los cuales ningún hombre es perfecto.

El cinco es el número que simboliza la vida, que se eleva sobre los cuatro elementos que le sirven de base para superar sus limitaciones. Es el número que mejor  expresa la inteligencia como poder iluminativo de la conciencia.

En el grado VIII el recipiendario es Johaben, esta es la palabra de pase en grado VI, también aparece en la leyenda del grado IX y representaría en la kabala el primer elegido y cabalísticamente es emblemático del poder de la unidad, representado Kether el primero de los 10 sephirot del árbol de la vida. “En la conciencia de la unidad de todo, Nada puede permanecer oculto

Hasta este punto hemos podido analizar algunas de los simbolismos correspondientes a este grado, sin embargo, creo prudente considerar también las enseñanzas de los Grados V – VI – VII , en el cuál sin duda alguna, se transmiten conocimientos que pueden ser importantes para poder comprender el grado en su totalidad, por ello cito las siguientes:

“El maestro perfecto debe ser moderado y no olvidarse de la  JUSTICIA Y EQUIDAD”. “El Secretario íntimo o maestro ingles debe RESPETAR los secretos de nuestros hermanos evitando que se descubran y se divulguen, deben ser celosos y fieles, desinteresados y bondadosos.”

“El preboste y Juez o Maestro irlandés nos enseña que debemos justicia igual a todos los hombres, solo este es quien tiene la llave de oro para abrir la caja de ébano donde están los planos necesarios para la construcción

Analizando toda la información y realizando un análisis de conocimientos transmitidos a través de alegorías y simbolismo de estos grados podemos concluir que este grado, que para llegar al grado VIII y IX respectivamente, los grados antecesores y las enseñanzas del mismo hacen bastante referencia a valores y virtudes que deben ser de dominio nuestro o deberían serlo, entonces podemos decir, que el intendente de edificios se debe principalmente a su actuación en la sociedad, a analizar los problemas económicos y sociales, a establecer un equilibrio que no permita esclavitud de ningún tipo, a fortalecer las columnas de trabajo y prosperidad, siempre obrando con JUSTICIA, EQUIDAD, RESPETO, FRATERNIDAD y por sobre todo CONCIENCIA.

Desde nuestra iniciación la JUSTICIA es parte fundamental en nuestra vida masónica y ahora se potencia de mucho mayor conocimiento, en el ritual del grado VIII se habla de que nuestros trabajos no sean demorados por falta de planos y en nuestra liturgia la llave de oro que nos da acceso a los planos está en el grado VII, justamente el de preboste y JUEZ, resulta fundamental ejercer una responsabilidad social en nuestro entorno, donde nosotros podamos fomentar la misma apoyados en nuestras ocho herramientas.  No podemos olvidar también que Johaben en el grado VIIII es el recipiendario y que cabalísticamente representa a kether “la conciencia de la unidad de todo, donde nada puede permanecer oculto” esto nos prepara para el grado IX donde Johaben aparece nuevamente y en la alegoría del grado en determinado momento el H:. Secretario    manifiesta “ un asesino no puede escapar eternamente a la justicia, porque donde quiera que vaya, le acompaña su conciencia” para trabajar el grado en el que nos encontramos, las alegorías del ritual nos muestran la relación que debe tener nuestra formación masónica grado a grado para continuar en este camino de perfeccionamiento.

Entonces QQ:.HH:. sigamos trabajando en el despertar de nuestra conciencia. Es pues menester permitir que el intendente de edificios continúe realizando su trabajo con los planos y podamos pues, seguir con este trabajo de perfeccionamiento.

He cumplido Ven:.Pres:.

Carlos Alberto Rojas Sarabia

Grado IX

BIBLIOGRAFÍA

Aldo Lavagnini. Manual del Maestro Secreto.

Aldo Lavagnini. Manual del Maestro Elegido.

Adoum Jorge. El Maestro de los nueve.

Camp.·. de Cochabamba, 10 de Julio de 2019 e.·.v.·.

Supremo Consejo del Grado XXXIII para Bolivia (2014). Liturgia del Grado IX° del R.·.E.·.A.·.A.·..

Bolivia: Edición Reservada.

Vistas:
177
Etiquetas (Tags):
·
Categoría:
REAA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *