Categorías

Cuento: Los 3 Malletes

Estaban todas las herramientas guardadas, y a la vez muy cansadas ya que había sido un día arduo de trabajo. Y habló el mallete del Ven:. Mae:. Llamado Cedrón, quien exclamó : -caramba, todo este año me han hecho trizas, ¡que duro golpea  ¡!,  cuándo elegirán a  otro, porque me van a sacar astillas si sigo asi. Ojala él que venga sea más delicado. Habló Cedrín, quien era mallete del 1er. Vig:. : -Bueno lo que es yo, casi no he trabajado nada, además los “malleteos” de este año, me han parecido que los hacía con un poco de miedo, porque a Cedrón se le escuchaba siempre  imponente a sus sonidos, comparados con los mios. -Cedrito, el mallete del 2do. Vig:. riendo exclama : -Tienen razón , a Cedrón se le ha escuchado por todo el tiempo, y no puedo decir nada ,porque este año, mi sonido no ha sido uniforme. Varios han hecho “malleteos” , a pesar que me he esforzado por brindar el mejor sonido, pero este año son tantos  que han trabajado conmigo que no he podido obtener una buena resonancia. Y vaya que si gustaba mi sonido!!!, Y lo sé porque antes habían 6 mandiles blancos atentos a mi sonido,  ahora con tanto barullo solo veo a uno, y ni caso hace ahora a mi melodía.  Extraño esos tiempos. Quien como Cedron ¡!!! -Ya dejen de quejarse, exclama Cedrón, acaso no se acuerdan el año pasado, donde mi sonido apenas alcanzaba yo mismo a oírlo. Todos uds. sonaban más que yo,  y las voces de ellos mucho más. Todo era bulla y no había armonia. Ya no se oia la música, y trabajábamos muy poco. Y como me acuerdo de un tiempo atrás, había uno de ellos entrado en canas, de mirada calmada, rostro sobrio, que ya no tiene ningún mallete ahora, pero como me gustaba el sonido que salía dentro de mi; Fuerte, seguro, pero no estridente, algunas veces fuerte, en otras menos, y me dí cuenta de que cada golpe iba de acuerdo al tono de voz de todos ellos, y Cedrín y Cedrito tocaban la misma melodía.Y les digo que aunque parezca difícil creerlo, salía música de mi. A él Ahora lo veo enseñando a dos de ellos. Y los he escuchado hablar de cómo sacar música de nosotros. Parece que vienen buenos tiempos. De pronto habla el ÁNFORA, que interrumpe : -Les traigo la última ¡!. Acaban de verme si estoy en forma!!! Eso significa que pronto habrán cambios. Deben alegrarse. Y yo también he notado que el hombre de quien hablas les enseñaba las partituras para sacarles música .  Si que lo necesitan ¡!!!! -Los estoy escuchando a todos ustedes y vaya que con lo que cuentan, reflejan como va esta logia ¡!!!  dijo la ESCUADRA. Efectivamente, yo que estoy al centro junto con mi compañero, el compás, puedo escuchar como suenan cada uno de ustedes. Y lo que dicen los malletes refiriéndose a los sonidos, se explica de una sola manera. Lo quieren saber ¿?? Las COLUMNAS  dijeron ¡!!sí ¡!!al unísono.  Una de ellas se dirigió a la ESCUADRA con solo dos palabras : -Sé discreta.
Y comenzó a explicar la ESCUADRA :
-Cuando dices Cedrón que haz sentido que te daba golpes muy fuertes, es que, siendo el líder de todos ellos, ha hecho valer el sonido para poder hacerse entender entre ellos. Se daba a entender por tener dicho privilegio, no es más que ellos, eso es ser el primero entre sus iguales. Es por eso que para llegar a estar donde Cedrón primero se les exige que aprendan a valorar el sonido de Cedrín y Cedrito. Y me da mucha pena como Cedrito, ha tenido que escuchar muchas tonadas, eso significa que el titular de ese lugar no ha estado en su puesto, haciendo la labor más difícil a Cedrón. Es por eso que de los 6 mandiles blancos, ahora hay solo uno. Y Cedrín, al tener esas tonadas débiles es porque no iba al compás de Cedrón, el carácter de cada uno se sabe por la tonada de sus golpes y no por estruendo que causa. De eso no lo duden. Ustedes tres Cedron, Cedrin y Cedrito, al final de los trabajos hay un momento en que repiten tres veces estos golpes consecutivamente, allí es donde se nota claramente si el tono de cada uno está en armonía con los demás.  Si se escuchan diferentes, significa que no está en armonía, por lo tanto ellos tampoco lo están. Esta armonía se logra solamente si los tres suenan a lo mismo, y si es así, se habrán dado cuenta de que trabajamos más alegres. Esto quiere decir que si se trabajan juntos bajo un mismo ideal, conseguirán  lo que ellos están persiguiendo, y por supuesto nosotros nos ponemos felices y contentos. -O sea que si se escuchan a los tres malletes en armonía significa que están bien las cosas ¿?
Dijo la espada de la entrada. -Claro que si. Irrumpió la ESPADA del trono. Uno de ellos gobierna, pero son los tres malletes que deben sonar como uno solo.  No es uno ni dos, son tres.  De dicho sonido depende que todos los demás trabajen contentos y en armonía. -De pronto habló el COMPAS  diciendo:
-Cállense ¡!!!!!!   Que ahí vienen. Ya sacaron al ANFORA. Era cierto. Hay cambios,   esperemos…………. AUTOR :
Q:.H:. IVO PINO RAMOS
1er. Vig:. R:.L:.S:. Magister N° 150
Oct-2011
Vistas:
285
Categoría:
General

No se permiten comentarios.

Si deseas publicar un trabajo envíalo a esotomayor@alianzafraternal.org