Categorías

COMBATIR LA IGNORANCIA

Cuando me encontraba en el Santuario, en mi Ceremonia de promoción al grado IX, recuerdo vívidamente que el corazón me latió vehementemente, cuando se me pidió repetir una parte del juramento del grado, la cual rezaba asi: “Juro y prometo asimismo, poner todos mis esfuerzos al servicio de la instrucción del pueblo, y a contribuir por todos los medios a extirpar el error y propagar la verdad.”

Ya en el simbolismo se me había instruido que la Masonería combate el fanatismo, la ignorancia y la ambición. Pero este juramento era mucho más preciso, se me pedía trabajar expresamente en la educación del pueblo, se me pedía combatir la ignorancia.

IGNORANCIA y VERDAD

Como se puede definir la Ignorancia?…  como se puede definir la Verdad?

La ignorancia se define expresamente como: “Falta general de instrucción o de conocimientos, hecho de ignorar o desconocer algo”

En mi concepto personal, ignorancia es también haber aprendido mal las cosas o haber recibido una herencia de enseñanzas equivocadas.

La Verdad de define expresamente como: “Adecuación entre una proposición y el estado de las cosas que expresa; asimismo, conformidad entre lo que una persona manifiesta y lo que ha expresado o siente”

El Masón busca la verdad, la verdad de la vida, de nuestro destino de nuestro presente. Es increíble como la tecnología ha avanzado en los últimos años, se han logrado avances impensados, pero los Dogmas y escritos de hace miles de años siguen vigentes, pese a que la inteligencia consciente nos muestra sus errores y desatinos, el subconsciente colectivo y los arquetipos, siguen haciendo que creamos en ellos.

Siempre me pregunto, como sería una sociedad, en la cual se críen a los niños sin religiones, enseñándoles simplemente a amar y respetar  a su prójimo? Considerando a todos iguales en sus diferencias?

La Masonería al ser una institución de libre pensadores, dentro sus juramentos en los primeros 3 grados simbólicos manifiesta los siguientes conceptos al respecto de las verdades insertadas en nuestra psique durante nuestra niñez, durante la cual no éramos dueños de nuestros pensamientos filosóficos ni religiosos, simplemente seguimos la herencia de hogar en algunos casos y en otros el adoctrinamiento colegial.

1er Grado Cuando el V.·.M.·. pregunta al candidato si cree en Dios y le explica lo que simboliza el G.·.A.·.D.·.U.·., dice así: “……Aquellos otros de nuestros HH.·. que no comulgan religión alguna, pueden ver el G.·.A.·.D.·.U.·. la sustancia universal, con sus modalidades y leyes propias y fijas, sin causa superior, realizando sus creaciones por causa secundaria (evolución?) impotente para realizar el milagro y sin actos providenciales”.

2do Grado, antes de iniciar los viajes, el V.·.M.·. realiza unas explicaciones del grado, entre las cuales está la siguiente: “…Bien sabéis cuanto dominio ha alcanzado y aún conserva, la teoría de aquellos que dicen que el fin de la humanidad es aproximarse a Dios por el abandono de todas las energías productoras (creo se refiere al pensamiento, abandonado las ideas propias y asumiendo las ideas preconcebidas) para concentrarlas en el éxtasis y la oración… Y la oración bien lo sabéis, no es sino la forma litúrgica por la cual el creyente impetra de la divinidad riqueza, felicidad, ….odios y venganzas”

3er Grado, después del 3er viaje, el R.·.M.·. explica: “… Adquirida la verdad, debe tener tanto valor para proclamarla y defenderla, como lo tuvo para desarraigar las supersticiones y prejuicios cuando fue Aprendiz. Esta misión de los MM.·.Mas.·., con elocuencia nos lo dice la historia y nos lo confirma cuanto ocurre a nuestra vista, fue siempre penosa. Humillaciones y soledades, injusticias y calumnias y aun la vida costó a los reformadores y a los descubridores cumplir su misión.”

Con el Ritual del Simbolismo, podemos ver y entender con toda exactitud el por qué la masonería fue excomulgada por la religión católica, el masón debe extirpar de su cerebro las preconcepciones que tiene en él, para poder convertirse en libre pensador y estar con la abertura de conciencia y subconsciencia claras, para poder mirar a todas las religiones por igual, sabiendo que ninguna de estas es dueña de la verdad absoluta.

Esta verdad está dentro de uno mismo y es por eso difícil poder encontrarla. El hombre es un ser que necesita protección permanente, cuando viene a la vida, de manera muy ajena a la naturaleza en general, la cría del ser humano no puede valerse por si mismo los primeros 14 años de su vida, y necesita del apoyo de sus padres. Es por eso que se ha acostumbrado a depender de alguien, a correr a los brazos de su padre cuando le hace frio o cuando tiene miedo.

De manera subconsciente este ser cuando alcanza la adultez, sigue necesitando de ese apoyo y clama ayuda a lo invisible, pide ayuda a ese ser que no se deja ver de frente, pide ayuda al Sol y se relaja y duerme sabiendo que alguien vela y cuida de él.

FANATISMO

El fanatismo es una actitud o actividad que se manifiesta con pasión exagerada, desmedida y tenaz en defensa de una idea, teoría, cultura, estilo de vida, etc. El fanatismo conduce de manera directa a la intolerancia, en todo sentido, pero la intolerancia que más nos afecta a las sociedades es la religiosa.

De qué manera funciona nuestra psique, que podemos llegar a lastimar, hasta físicamente a otro ser humano, simplemente por defender nuestro Dogma? 

Cuando pienso en un fanático, recuerdo al profano con la venda en los ojos, y que pide con ansias la luz, con mucha tristeza veo masones que nunca han descubierto esa verdadera luz, y siguen presos de dogmas, su tolerancia es simplemente una postura hipócrita, en la cual ven a su hermano de otra religión y simplemente lo toleran, rumiando dentro de ellos mismos, que ese hermano no tiene o no sigue la religión verdadera.

Creo que estoy siendo muy duro en mis palabras, pero de manera reiterada debo manifestar, que no tengo la verdad, nadie la tiene, nadie me puede obligar a que adopte verdades a medias de otros. La única forma de pensar así es extirpar los preconceptos de la niñez y ser un adulto pleno.

Leyendo con calma este trabajo, se darán cuenta que si bien he hablado de Combatir la Ignorancia de manera general, esto va dirigido de manera particular. Para combatir con éxito a la Ignorancia fuera de nuestros templos, debemos primeramente extirparla dentro de nosotros mismos.

CONCLUSION

El Maestro Elegido de los Nueve, tiene una tarea ardua, debe matar en su corazón la ignorancia, el fanatismo y la ambición, sustituyéndolos con sabiduría, tolerancia y altruismo, con verdad, comprensión y desprendimiento.

La humanidad, parece castigada con la ceguera y la sordera espirituales, incapaces de leer el simbolismo de la vida misma, y desoyendo a los pocos visionarios que han logrado hacerlo. Como resultado el hombre vaga anestesiado por una sociedad decadente, portando las gafas de la indiferencia que le impiden ver la realidad.

El hombre es esclavo de la herencia, del ambiente, de su educación, de los dogmas religiosos adoptados, de las costumbres sociales, etc. El hombre no es dueño de sí mismo y le cuesta reconocerlo, la masonería es la fuente de agua limpia y cristalina, con la cual debemos lavar y limpiar los velos que nublan nuestra conciencia y convertirnos en verdaderos iniciados.

Asimismo y en el cumplimiento del tercer juramento, estamos al servicio del pueblo, en cuanto a su instrucción, extirpar el error y sobre todo propagar la verdad, pero cual verdad? La verdad de los hombres justos y buenos, la verdad de los masones de corazón, comprometidos con el estudio y el perfeccionamiento.  Como podríamos instruir a la sociedad si nosotros no nos hemos instruido?

El grado IX del R.·.E.·.A.·.A.·. , tiene por consiguiente una razón profundamente humana, liberar a la sociedad de ataduras y tiranías, es decir, se necesita el triunfo de los principios y de las razones ideales, sobre toda consideración materialista y fanática.

El primer error que debemos extirpar, es el propio, descubrir nuestros errores y extirparlos, no es un trabajo fácil y más aún cuando no los conocemos, generalmente los tenemos tanto tiempo con nosotros que ya no nos parecen errores o defectos, o peor aún, conociéndolos los ignoramos, pero si nos fijamos con cuidado y detenimiento, siempre los encontraremos en el reflejo de los ojos de nuestros HH.·.

He cumplido V.·.P.·.

Nómada

Bibliografía:

Manual del Maestro Elegido – Aldo Lavagnini – Editorial Kier

El Maestro de los Nueve – Jorge Adoum – Editorial Kier

Instructivo masónico de los grados 4-14 – Supremo consejo del 33º México – Ediciones “Valle de México”

Justicia y Venganza – Jorge Majfud – Escritos críticos – Marzo 2012

Rituales de 1er, 2do y 3er Grado del Simbolismo

Vistas:
128
Etiquetas (Tags):
· ·
Categoría:
REAA

No se permiten comentarios.