Categorías

SOFISMO

Es un razonamiento falso el que conduce a una solución que también es falsa.

A modo de ejemplo, está la historia de ese jesuita al que, mientras caminaba por los jardines del claustro, un guardia le preguntó si no había visto pasar a alguien corriendo.

El jesuita, metiendo las manos dentro de las anchas mangas de su hábito, cruzando los brazos, dice: «No pasó por aquí».

Obviamente, nadie se les pasaría por la manga.

Cuando, durante la Ceremonia de Iniciación, se le pide al Neófito que preste el juramento convencional, el Venerable Maestro le aconseja «jurar sin reservas ni sofismas».

El masón tiene el deber de ser «transparente»; tu sí debe ser sí; tu no, «no».

No hay lugar para que el francmasón haga uso de la sofistería.

Breviario Masónico / Rizzardo da Camino, – 6. Ed. – São Paulo. Madrás, 2014, pág. 382.

Vistas:
101
Categoría:
General

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Si deseas publicar un trabajo envíalo a esotomayor@alianzafraternal.org